martes, 9 de diciembre de 2014

Esculturas de Antonio Valle en el Aula de Cultura del Ayuntamiento de Cebreros (Ávila)

Esculturas de Antonio Valle en Cebreros (Ávila)

El escultor Antonio Valle Martín expone en otra de las hermosas poblaciones abulenses de alta raigambre y solera históricas . Esta vez, en el Aula de Cultura del Ayuntamiento de Cebreros (Ávila), lugar de nacimiento del expresidente Adolfo Suárez, uno de los personajes más importantes de la Transición española y de la historia contemporánea de nuestro país.

La exposición, patrocinada por la Excma. Diputación de Ávila, que comienza el día 5 de diciembre, estará abierta, hasta dar la bienvenida al nuevo año 2015, durante los fines de semana del citado mes: viernes de 20 a 22 horas y sábados, domingos y festivos de 12.30 a 14 horas y de 20 a 22 horas, salvo el día de Navidad que permanecerá cerrada.

Esta exposición cierra el recorrido que allá por mayo de 2014 este artista ha realizado de modo itinerante, cual arriero trashumante siguiendo la senda de la historia, cuyo comienzo fue en Las Navas  del Marqués, terminando en esta hermosa villa de Cebreros.










Historia de Cebreros

Dice Wikipedia que:  Aunque no se puede afirmar de una forma tajante, podemos decir que Cebreros fue tierra de celtas (hay restos arqueológicos que así lo atestiguan); posiblemente los vetones pusieron la semilla de lo que hoy en día es Cebreros.
De la época del Imperio romano podemos mencionar, según D. Martín Carramolino en su "Historia de Ávila, su provincia y obispado" que existía un gran toro de granito que se hallaba en la ribera del Alberche y era el límite entre la provincia Tarraconense y Lusitana, toro que se supone situado en el municipio de Cebreros y que seguramente fue destruido por la acción de las lluvias y el paso del tiempo. No hay que confundir este toro con los Toros de Guisando, de la vecina localidad de El Tiemblo.
La primera referencia histórica cierta de la que se tiene constancia data del 1301 d. C, año en que el rey Fernando IV cede a su tío, el infante Juan, la villa de Cebreros; hacia mediados de ese mismo siglo se construyó la iglesia vieja, construcción que hoy en día se puede seguir contemplando; ha sido reconstruida y alberga desde el 2009 el "Museo de Adolfo Suárez y laTransición".
Del siglo XV se puede apuntar como anécdota que la reina Isabel la Católica estuvo cuatro veces de paso por la villa de Cebreros, durante la segunda de estas "visitas" tuvo un aborto en la antigua Calle de los Mesones ("Historia de las Grandezas de Ávila", del Padre Ariz; "En el hogar de los Reyes Católicos", de Félix de Llanosy Torriglia). La cuarta vez que "pasó" por allí fue, cuando su cortejo fúnebre tuvo que detenerse en ese pueblo para que un carpintero hiciese un armazón de madera y poder transportar con más comodidad el ataúd de la Reina, que iba entre dos mulas, durante el trayecto desde Medina del Campo (donde falleció el 26 de noviembre de 1504), hasta Granada donde llegó el 18 de diciembre.
En 1562, durante el reinado de Felipe II Cebreros consiguió su independencia de la jurisdicción de Ávila, convirtiéndose en villa. En el siglo XVI se ha de situar también el "boom" cebrereño; debido a su situación geográfica como zona de paso del camino imperial de Toledo a Valladolid. Cebreros se convirtió en lugar de tránsito para comerciantes y ganaderos, que contribuyeron al engrandecimiento y enriquecimiento de la localidad. En esa época se construyeron varias fundiciones de vidrio y una de madera que abastecieron en su día al Monasterio del Escorial. Esta época de esplendor económico se ve frenada en el siglo XVIII con una fuerte crisis.
Del siglo XIX cabe destacar la construcción de tres molinos para la fabricación de pasta de papel y uno para la fabricación de curtidos y la proliferación de bodegas ya que es por aquel entonces cuando la explotación de las vides comienza a tener mayor relevancia.
Ya en el siglo XX comienza el abandono de las tareas del campo y Cebreros comienza a sufrir el fenómeno de la emigración: surgen las industrias que hoy en día continúan (bodegas, carpinterías, porcelanas, talleres,...) y se convierte en la segunda residencia de emigrantes y muchos turistas de fin de semana y periodos vacacionales.









No hay comentarios:

Publicar un comentario